Historia

Inicio Edad Antigua, Roma Numa Pompilio

Numa Pompilio

Publicado por Pedro

Numa Pompilio fue el segundo rey de la ciudad de Roma accediendo al trono después del interregnum propiciado por la muerte de Rómulo. El interregnum era el intervalo de tiempo en el que se decidía quien sería escogido como nuevo monarca. En relación al fallecimiento de Rómulo se baraja una teoría más lógica y coherente que la versión mítica que afirmaba que éste ascendió a los cielos de la mano de su padre el dios Marte. En realidad lo más probable es que fuera asesinado mediante una conspiración de senadores.

Numa Pompilio acepta ser rey

Las informaciones de las que disponemos para conocer la vida y reinado de Numa Pompilio proceden principalmente del historiador griego Plutarco. Su reinado abarcó desde el año 715 a.C. hasta el año 672 a.C. disfrutando de una larga vida en la que sobrepasó los 80 años de edad. Posiblemente era originario de la ciudad sabina de Cures y las noticias proporcionadas por las fuentes lo retratan como un hombre comedido, amante de la paz, se apunta que fomentó las buenas relaciones con las otras ciudades del Lazio, y especialmente se reveló como un hombre culto y sabio.
Su vida también está adornada con anécdotas inverosímiles en las que se le suponían poderes mágicos hasta el extremo de ser capaz de producir descargas eléctricas como el dios Júpiter o hacer aparecer objetos de la nada.

Su aportación a la historia de Roma fue extraordinariamente importante, si nos atenemos a la tradicióm, puesto que creó instituciones que se prolongarían más allá de la etapa monárquica llegando hasta el período Republicano y el Imperio.

Según el historiador griego Plutarco fundó los gremios o corporaciones de artesanos, institución eminentemente urbana, en las cuales se encuadraban los trabajos destinados a ser realizados por la plebe. Los gremios eran ocho: Alfareros, flautistas, broncistas, orífices, curtidores, carpinteros, zapateros y tintoreros.

Institucionalizó un nuevo calendario añadiendo los meses de enero y febrero al antiguo y dejando el número de divisiones del año en doce. También incluyó la dualidad de los días en fastos, si éstos eran afortunados, o bien nefastos si eran días considerados propicios para la mala suerte.

No obstante, su gran aportación a la historia de la ciudad se verá plasmada en el ámbito religioso.
Se dice que edificó el templo dedicado al dios Jano, dios de las puertas, y que era representado en forma bifronte. En este templo se daba la circunstancia de que cuando las puertas estaban abiertas Roma estaba inmersa en un conflicto bélico, pero cuando por el contrario estaban cerradas, lo que sucedió durante todo el reinado de Numa Pompilio, es que se estaba en paz con otros pueblos.

Organizó la religión romana tanto en el terreno público como en el privado. Creo los colegios sacerdotales llamados: Flamines, Salios, Feciales, Augures y Vestales. Instituyó el cargo de Pontífice que era el grado más alto del sacerdocio y sus miembros se escogían de entre los senadores. Las funciones principales eran impartir justicia en los procesos religiosos y dictar leyes sobre el culto.

Numa Pompilio estuvo casado con Tacia, hija del rey sabino Tito Tacio, de la cual tuvo una hija llamada Pompilia. A la muerte del rey de Roma, a avanzada edad y en paz y tranquilidad fue sucedió por Tulio Hostilio.

Categorías: Edad Antigua, Roma

No hay comentarios para “Numa Pompilio”