Historia

Inicio África Imperio Malí

Imperio Malí

Publicado por Hilda


En la región occidental de Sudán, en al alto valle del río Niger, cuyas inundaciones tornaban el terreno muy apto para la agricultura, un pueblo mandingo (etnia negra de África Occidental), fundó el reino Malí, Melle o Mande, al sur del Imperio Ghana.

En sus inicios hubo muchas luchas tribales, pero bajo el impulso de un refugiado procedente de Ghana, en el siglo XI comenzaron a sentar las bases de un imperio. Sundiata Keïta, fue quien reunió todos los reinos, los liberó del rey de Sosso, y estableció la capital imperial en Niani. Este nuevo Imperio en el año 1240 terminó conquistando al Imperio Ghana. Las rutas del oro proveniente de Sudán quedaron en manos de Malí, con gran apertura hacia el mundo musulmán.

Imperio malí

El Imperio alcanzó su apogeo en el siglo XIV, con 50.000.000 de habitantes y un ejército de profesionales. La ciudad de Tombuctú, conquistada en el año 1324 por el rey Mansa Musa (Mansa era el título de rey entre los habitantes de Malí) por medios pacíficos, a 7 km. del río Níger se constituyó en un punto comercial estratégico pues reunía dos redes comerciales, las del anterior Estado de Ghana y las de Gao, su vecino oriental. Mansa Musa en el año 1324 y 1325 realizó cargado de oro y esclavos, un peregrinaje a La Meca, adquiriendo el Islam un gran auge en el imperio.

El oro en pepitas era de propiedad del rey, que lo devolvía en polvo de oro, que era negociable, pero la mayor unidad de intercambio era la sal, en algunos casos de valor mayor que el oro.

A inicios del siglo XIV comenzó una rebelión en los pueblos del norte. Los Songay se independizaron, y en el siglo XV comenzaron a formar su propio imperio dominando al Imperio Malí.

Categorías: África

Un comentario para “Imperio Malí”


  • ekeledudu.openid.es/ noviembre 13, 2010 a las 11:10 am

    Qué lástima que haya tan poca información sobre loa antiguos imperios de Africa. Resultan más interesantes que Carlomagno y afines, por más que éstos hayan sido más trascendentes.