Historia

Inicio El Mundo, Siglo XX Fondo Monetario Internacional

Fondo Monetario Internacional

Publicado por María Celia

El Fondo Monetario Internacional (Internacional Monetary Fund) fue creado en 1945. Su origen se remonta a “La Conferencia Monetaria y Financiera Internacional de las Naciones Unidas y Asociadas” realizada en 1944, cuyas resoluciones adoptadas por los Acuerdos de Bretton Woods delimitaron ciertas reglas para el funcionamiento de la economía internacional, con el fin de evitar una nueva crisis como la ocurrida en el 29 y asegurar cierto crecimiento sostenido y paridad entre las naciones. Estados Unidos, gran acreedor de la Segunda Guerra Mundial, fue quien impulsó su creación. En los finales de la Segunda Guerra Mundial, muchos países estaban a punto de ser derrotados, América Latina era permeable a las decisiones de Washington y el bloque Comunista participó en la conferencia pero no ratificó el acuerdo. Allí, 44 naciones decidieron la creación del FMI , el Banco Mundial y la adopción del dólar como moneda internacional.

fmilogoindex.jpg

Un año más tarde quedaba constituido el FMI cuyos objetivos eran reducir la pobreza, fomentar el comercio internacional y proveer de políticas de cambio sostenibles, mediante una institución fuerte de carácter intergubernamental.

El propósito de su creación era colaborar con los países ante posibles crisis monetarias, ayudándolos a tomar medidas que favorezcan su recuperación. Del mismo modo, naciones en crisis podrían solicitar préstamos a este organismo, comprometiéndose a su rápida devolución para que de este modo esos mismos fondos puedan volver a ser destinados en caso de necesidad.

Asimismo, en sus estatutos se indica que otra de sus funciones es la de capacitar y asistir técnicamente en diferentes áreas como políticas fiscal, monetarias y estadísticas. Lo que quiso asegurar la creación de este organismo fue un equilibrio en el crecimiento de las economías mundiales, asegurando el empleo y el ingreso real.

Como uno de los organismos especializados de las Naciones Unidas, tiene su sede en Washington, formada, en total, por 181 países miembros, entre los que se distinguen: 24 países industriales, 130 emergentes, 27 compuestos por ex URSS, Europa del Este y Europa Central.

Actualmente, la gestión del FMI es fuertemente cuestionada por muchos especialistas quienes consideran que la aplicación de ciertas políticas colaboran en el empobrecimiento aún mayor de países emergentes que ven mermada su economía interna y la redistribución del ingreso en virtud de las obligaciones impuestas para el pago de los préstamos, provocando la desaceleración de la industria y, en algunos casos, su desaparición.

Joseph Stiglitz, ex vicepresidente del Banco Mundial (1997-2000) y Premio Nobel de Economía 2001, es considerado uno de sus más críticos acérrimos. Las ideas de Stiglitz, cabe mencionar, se orientan hacia un neo keynesianismo, promulgándose en contra de la globalización.

Entre las condiciones impuestas, el FMI solicita a los países que toman compromisos crediticios, la reducción del gasto público, la privatización de empresas (a menudo consideradas fuente de déficit) y la eliminación de restricciones al capital privado internacional.

En tal sentido, se acusa al Fondo de dirigir las políticas económicas y sociales de los países subdesarrollados, instaurando en ellos una política de corte neoliberal, que beneficia a los grandes capitales.

Categorías: El Mundo, Siglo XX

No hay comentarios para “Fondo Monetario Internacional”