Historia

Inicio El Mundo, Siglo XIX Batalla de Navarino

Batalla de Navarino

Publicado por Hilda


Antecedentes

Entre 1821 y 1832 se produjo la Revolución Griega contra el Imperio Otomano que los había dominado, desde la caída del Imperio Romano de Oriente en 1453. Cuatro siglos más tarde, los rusos alentaron a los ortodoxos griegos, (sus correligionarios) a sublevarse, despertando un sentimiento patriótico de nacionalismo griego, lo que se acrecentó con la Revolución Francesa y sus ideales liberales y con el apoyo que recibían de parte del mundo occidental.

Batalla de Navarino

Grecia logró la proclamación de su independencia en 1822, pero a pesar del apoyo ruso, inglés y francés Turquía logró derrotar a los independentistas.

El 6 de julio de 1827 los países amigos de Grecia (Rusia, Inglaterra y Francia) convinieron en exigir a Turquía un armisticio. Grecia aceptó, pero no Turquía.

Al observar movimientos ofensivos por parte de los turcos contra Grecia, las fragatas británicas permanecieron alertas. El 29 de septiembre las fuerzas navales griegas al mando del inglés Frank Abney Hastings, destruyeron en la bahía de Salona algunas naves turcas. A principios de octubre, el almirante británico Sir Edward Codrington, se puso al frente de sus fuerzas y la del resto de los aliados, mientras los egipcios quemaban los poblados griegos.

La Batalla

Codrington se adentró en la bahía para oponerse a que zarpara la flota otomana al mando del General Ibrahim Bajá, el hijo del gobernador egipcio Mehmet Alí, que obedecía las órdenes del sultán. Éstos estaban apostados en una zona con forma de herradura. Corringaton irrumpió en el centro de la formación.

El ataque ocurrió el 2 de octubre de 1827, iniciándose cuando una nave turca atacó a una inglesa, matando a muchos de sus tripulantes, ante lo cual Codrington contraatacó, y a pesar de tener menos navíos y armamentos (11 acorazados, otras tantas fragatas y 1.200 cañones) logró destruir a sus oponentes, que tenían 19 fragatas, 3 acorazados y muchas naves pequeñas, contando con 2.100 cañones. Codrington pudo cubrir la llegada de los refuerzos rusos y franceses al mando del almirante Rigny, gracias a su potencia de fuego y por estar mejor organizados.

El lugar donde los aliados lograron vencer a los otomanos fue la bahía de Navarino, en la costa sudoeste del Peloponeso (actualmente Pilos).

La batalla comenzó a las 14,30 horas y se extendió por un lapso de cuatro horas. Los británicos perdieron 75 hombres quedando heridos 197; entre los franceses murieron 43 y resultaron heridos 183. Los rusos lamentaron 59 muertos y 139 de sus combatientes heridos. Del lado de los vencidos se estima que los muertos llegaron a ser alrededor de 4.000.

Consecuencias

Grecia fue evacuada, y los griegos sancionan su primera constitución y eligieron su presidente, que fue el conde Ioannis Kapodistrias.

Categorías: El Mundo, Siglo XIX

Comentarios cerrados